Dispositivos de rastreo mantienen seguros a pacientes de Alzheimer
1 abril 2015
09:32 AM ET

Dispositivos de rastreo mantienen seguros a pacientes de Alzheimer

CNNMoney (Nueva York) — El hecho de que alguien con Alzheimer se extravíe es diferente a que se pierda un niño o un excursionista.

Las personas con Alzheimer no necesariamente quieren ser encontradas. No responderán cuando se les llame por su nombre y se esconderán en cualquier lugar, desde espesos bosques hasta armarios con llave. La nueva tecnología de rastreo está ayudando a encontrar más fácilmente a aquellos que se han perdido... pero aún no es perfecta.

Una nueva empresa, llamada iTraq, desarrolló la tecnología para rastrear cualquier cosa, desde equipaje y autos hasta mascotas y personas. El dispositivo, el cual tiene el tamaño de una tarjeta de crédito, puede colocarse en una mochila, en el bolsillo o sujeto a un brazalete o un cordón. Ha recaudado cerca de 240.000 dólares en Indiegogo –superó su meta de 35.000 dólares por un amplio margen– y estará disponible en versión beta para junio.

En lugar de GPS, iTraq usa torres de telefonía celular para localizar los dispositivos, lo que significa que se les puede seguir la pista a lo largo de distancias verdaderamente largas... lo cual es muy importante si alguien ha decidido subir a un autobús o a un automóvil.

iTraq ya está despertando el interés de las personas que cuidan a pacientes con Alzheimer, en especial debido a que el dispositivo utiliza una tecnología geo perímetro, la cual les permite a los cuidadores predefinir el área y recibir una alerta tan pronto como el dispositivo indique que está saliendo de la misma. Es más, la batería dura realmente mucho tiempo... hasta tres años con una carga.

iTraq cuesta 49 dólares, lo cual es más barato que la tecnología existente, especialmente debido a que no viene con un cargo mensual por servicio.

Cada año hay más de 125.000 operaciones de búsqueda y rescate para pacientes de Alzheimer. Eso solo va aumentar a medida que los baby boomers continúan envejeciendo... para el año 2050, se estima que el número de pacientes con este padecimiento podría triplicarse, de 5,1 millones a 13,8 millones, según la Asociación de Alzheimer. Aproximadamente seis de cada diez se extraviarán.

"Lidiar con esos problemas está convirtiéndose en un asunto más costoso para los organismos", dijo Gene Saunders, fundadora de la organización sin fines de lucro Project Lifesaver International, la cual trabaja con la policía local para utilizar transmisores de radio y tecnología GPS para encontrar personas.

Las operaciones de búsqueda y rescate fácilmente pueden costar miles de dólares por hora. Saunders, quien comenzó su carrera como agente policial, fundó Project Lifesaver hace 16 años. En aquel entonces, la única tecnología disponible para rastrear a las personas era utilizada principalmente para la vida silvestre.

La primera vez que utilizó el transmisor Lifesaver, el cual se fija en un brazalete, solo necesitó 90 segundos y dos personas para encontrar a la persona perdida. Cuando ese hombre se perdió antes, necesitaron 70 oficiales y tardaron nueve horas para encontrarlo. La tecnología de Project Lifesaver ahora es utilizada en 1.400 agencias en 38 estados.

Pero todas las tecnologías tienen sus limitaciones, en especial debido a que solo es tan exacta como lo permiten las torres para telefonía celular, las radiofrecuencias o los dispositivos de GPS que utiliza.

"Cualquier producto que funcionará en algún momento, fallará en algún momento", dijo Kimberly Kelly, la directora de la Asociación Nacional de Búsqueda y Rescate. Ella se enfoca principalmente en las personas propensas a riesgos, como aquellas que padecen Alzheimer, demencia o autismo.

"En realidad, ahora vemos un incremento en la cantidad de personas que deambulan después de obtener estos dispositivos porque la familia se siente más tranquila. Ellos ya no están tan pendientes como lo estaban antes", dijo.

Pero Kelly confía en que la tecnología continuará mejorando.

"Lamentablemente, esto no será un problema menor", dijo.


Secciones: Salud