La trata de personas existe en EE.UU.
11 marzo 2015
08:24 AM ET

La trata de personas existe en EE.UU.

Por John Cornyn y Amy Klobuchar

Nota del Editor: John Cornyn es senador republicano estadounidense por el estado de Texas. Amy Klobuchar es senadora demócrata estadounidense por el estado de Minnesota. Las opiniones expresadas son las de los autores.

(CNN) - Melissa fue vendida al comercio sexual por un miembro de la familia cuando tenía apenas 12 años de edad.

Su vida se convirtió en una prisión: encadenada a una cama en una bodega, soportó palizas de forma regular, violaciones y en una ocasión sus captores le prendieron fuego mientras era forzada a servir de 5 a 30 hombres cada día. La experiencia fue suficiente para que ella deseara estar muerta.

Y todo esto ocurrió en Texas, aquí mismo, en nuestro propio país.

Melissa logró escapar milagrosamente de sus captores pero, como es el caso con muchas otras víctimas, luchó durante años para distanciarse de su pasado, y en muchas ocasiones incluso terminó en la cárcel. Y aun cuando la esclavitud institucionalizada desde hace mucho tiempo ha sido excluida de los libros de historia de los Estados Unidos, miles de niños aún sufren por los vínculos con la trata de personas. De hecho, considerando que las víctimas tienen una edad promedio de tan solo 13 años, estos horribles crímenes están robando las inocentes infancias de niños a lo largo de Estados Unidos.

Y el problema no está confinado solamente a una parte del país. En Minnesota, por ejemplo, una niña de 12 años recibió un mensaje de texto que pensó que era de un amigo. La invitaba a ir a una fiesta y le pidió que fuera a un restaurante cercano de comida rápida. Pero ella no llegó a una fiesta. En lugar de eso, fue llevada a un hotel y violada por un proxeneta de 34 años de edad, forzada a tomarse fotografías explícitas de ella misma que luego fueron publicadas en Craigslist, antes de ser forzada a tener relaciones sexuales con dos hombres más que vieron la publicación.

Estas desgarradoras historias demuestran lo que está mal en nuestro sistema actual y por qué nosotros dos nos sentimos comprometidos a solucionarlo.

En lugar de tratar a las personas como estas jovencitas como las víctimas que son, a menudo son arrojadas al sistema de justicia penal, marcadas como prostitutas y dejadas con muy pocas opciones más que para regresar a una pesadilla que sorprendentemente todavía existe en Estados Unidos. Mientras tanto, en lugar de tratar a los perpetradores de estos crímenes como violadores de niños y traficantes, a menudo son simplemente tratados como "Johns", quienes, si se les captura, a menudo solo pagan una multa y siguen su camino.

Esto es una barbaridad y no debe ser tolerada por más tiempo. Por eso hemos unido fuerzas con más de 200 grupos de apoyo para combatir este tráfico moderno de esclavos y ofrecer esperanza y oportunidad para sus víctimas. Dos proyectos de ley que hemos introducido para combatir este horrible crimen recientemente fueron aprobados por el Comité Judicial del Senado con un fuerte apoyo y tendrán la oportunidad de ser considerados por el Senado.

La ley de justicia para las víctimas de la trata de personas (JVTA, por sus siglas en inglés) apoyaría a las víctimas mediante el cobro de multas y confiscación de activos de origen delictivo a los traficantes de personas declaradas culpables, y su uso para los servicios y tratamientos para ayudar a las víctimas a recuperar sus vidas.

La JVTA no solo ayuda a las víctimas, sino que también le provee a las fuerzas policiales más herramientas para perseguir a los traficantes de personas. Esta garantiza que estos criminales, incluyendo a los "Johns", sean llevados a la justicia bajo nuestras leyes, porque una transacción financiera no debería enmascarar la agresión en contra de un niño.

El segundo proyecto de ley sigue el modelo de la ley "Safe Harbor" de Minnesota, que ayuda a asegurarse de que los menores vendidos para el comercio sexual no sean procesados ​​como acusados, sino que se les trate como víctimas. La ley del alto a la explotación a través de la trata de personas (SETT, por sus siglas en inglés) daría incentivos para que todos los estados cuenten con una disposición "safe harbor". Cuando un estado aprueba una ley "safe harbor", esto significa que los niños vendidos para comercio sexual son dirigidos hacia los servicios de protección infantil, en lugar de ser arrestados, acusados ​​o condenados según las leyes penales estatales.

A lo largo de todo el país, desde Texas hasta Minnesota, los jóvenes están siendo despojados de su inocencia y sometidos a horrores y abusos inimaginables. Debemos hacer todo lo posible para liberarlos de las cadenas de la trata de personas. Debemos unirnos y tomar medidas para combatir esta forma moderna de esclavitud de una vez por todas.


Secciones: Estados Unidos